Trasplante de un Romero Pre-bonsai

DSC 1340Hace un tiempo atrás pudimos ver el comienzo como pre-bonsái de este romero, en el artículo que publicamos llamado "Poda de formación de un Romero pre-bonsái" describimos el primer trabajo de poda de formación que se le realizó en sus inicios, ahora luego de pasado un año y medio, tuve la necesidad de cambiarlo a una maceta de bonsái, el resultado de ese proceso se los cuento en este artículo. 

 

 

Luego de un año y una temporada de podas, que consistió en dejar crecer y luego podar las brotaciones, para lograr que adquiriese vigor en todas sus ramas y engrosarlas, pero a su vez tratar de darle la forma que queremos que tenga en un futuro. Se presentó el tiempo de cambiarlo a una maceta, quizás el tiempo que paso desde su primer trabajo hasta ahora no es el que yo quisiera, me hubiese gustado dejarlo un tiempo más en una maceta grande, pero por motivos de fuerza mayor tuve que trasplantarlo igual a una maceta de bonsái (la razón, bueno no vale la pena referirse a ello jejejeej), si bien el árbol no se resentirá ni nada similar, el cambio a una maceta solo restringirá el crecimiento del árbol produciendo que nos demoremos más tiempo en lograr engrosar el tronco, pero nada que no podamos hacer con algo de tiempo.

 

DSC 0714

 

Una vez que estamos decididos ha cambiar nuestro pre-bonsái a una maceta de bonsái debemos utilizar una maceta que nos permita seguir formándolo y que mantenga un buen vigor, por lo anterior la maceta debe ser un poco más grande que una en la cual plantaríamos un árbol más viejo ya formado. En este caso traté de seguir ese pensamiento, pero lamentablemente no pude encontrar una maceta que me convenciera, así que termine por escoger una más baja y pequeña de lo que hubiese querido. La maceta escogida es una de barro, para resaltar el follaje verde perenne que tiene los romeros.

 

Manos a la obra y nos enfrentamos a nuestro Romero, afortunadamente el pan de raíces sale casi sin ningún esfuerzo de la maceta, ya que no estaba amarrado, fotografía inferior, como vemos hay un montón de raíces que cubren todo el espacio que le entregaba la maceta plástica, indicación de que el Romero tiene salud y vigor, podemos ver que el trasplante se hizo a tiempo, ya que dejarlo más tiempo con tan poco espacio para desarrollar raíces, solo afectaría el crecimiento de nuestro bonsái. Como es su primer trasplante muy probablemente nos enfrentemos a raíces gruesas que bajan hasta la base, esas debemos eliminarlas lo más cercanas a la base del tronco, en este caso luego de desenredar las raíces no encontramos raíces gruesas, lo que facilita mucho el trabajo.

 

DSC 0715

 

Seguimos desenredando el pan de raíces no nos encontramos con mayores problemas, hay que preocuparse de limpiar muy bien las raíces y sacar toda la tierra vieja que lleva años allí, como la maceta que escogí es baja, debemos podar un poco más de raíces de lo recomendado, pero el romero aguanta bien las podas de raíces.

 

Antes de terminar el trasplante, incluso antes de comenzar con él, preparamos nuestra maceta poniéndole la rejilla en los agujeros de drenaje y pasamos los alambres para fijar el bonsái a la maceta.

 

DSC 0716

En la fotografía superior podemos ver que luego del trasplante no le dejamos mucho pan de raíces, esto porque como sus raíces se veían sanas, a la igual que su follaje, por lo que sabíamos que tenia buena salud y podría aguantar una mayor poda de raíces sin inconvenientes. Nos preocupamos de fijar bien el árbol a la maceta para que este no se mueva, este es el mayor desafío que enfrentamos en el trasplante, ya que tenia poca raíces gruesas a las cuales pudiésemos anclar, pero usando una raíces y parte del tronco finalmente se pudo anclar de manera apropiada.

 

La fotografía inferior fue tomada 5 meses después del trasplantes a mediados de otoño, podemos apreciar que el bonsái mantiene un buen vigor, no se vio afectado por el trasplante, podemos ver las masas de follaje ya mas formadas he incluso apreciamos algunos botones florales, bueno todo nos indica que vamos por buen camino, el tiempo y la aplicación de las técnicas adecuadas lograremos un bello bonsái de Romero.

 

DSC 1340

Por Francisco Fournies

 

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.