Los 8 Pasos del trasplante de un Bonsai

Una tarea fundamental para mantener tu bonsái es el trasplante, pero para muchos aficionados que están recién comenzando puede ser una tarea bastante intimidante, por ello en este artículo te explicamos los 8 pasos fundamentales del trasplante, de manera simple y clara, no te lo pierdas.

 

El trasplante de un bonsái es una tarea fundamental y que debe realizarse de manera periódica generalmente entre 3 a 5 años, dependiendo de la edad del bonsái y su especie, por lo mismo si quieres cultivar un bonsái debes dominar esta técnica, la mejor manera es ensuciando tus manos y con esta pequeña guía te ayudaremos en el camino.

1-Preparación del sustrato: Lo primero que debemos hacer es preparar el sustrato, si compramos una mezcla lista, lo mejor es sacar del envase lo que vamos a usar y dejarla en un tiesto plástico que podamos tener a la mano, en el caso que hagas tu propio sustrato también los mezclas en el envase plástico. Procura además tener a mano una pala pequeña para sacar sustrato cuando lo necesites.

 

2-Preparación de la maceta: Si vas a cambiar tu bonsái de maceta durante el trasplante es importante que la nueva maceta este lista para ser usada, primero lava la maceta con agua para lavar cualquier suciedad como polvo, pon las rejillas sobre los agujeros de drenajes y fíjalas.

DSC 0735

Luego ubica el alambre con el cual fijaras el bonsái a la maceta, este alambre es fundamental ya que te sirve para mantener tu bonsái fijo en la maceta sin que se mueva, recuerda que al trasplantar eliminarás gran cantidad de raíces por lo que el bonsái no tiene como afirmarse y mantenerse erguido, por eso este alambre te ayudará en esa tarea mientras el bonsái vuelve a generar raíces.

 

3-Cortar los alambres de sujeción: Si el trasplante anterior de tu bonsái se realizó de manera adecuada encontrarás el alambre que sujeta al bonsái a la maceta, para ello debes buscar bajo la maceta y cortar dichos alambres para que puedas sacar el bonsái con raíces y todo desde la maceta.

 

IMG 5046

 

Asi debe salir el bonsai de la maceta con el pan de racies bien formado.

DSC 3754

 

4-Desenredar las Raíces: Una ves que has retirado el bonsái con todas sus raíces desde la maceta, procedes con la ayuda de una garra de Oso o unos pillos a desenredar el pan de raíces.

 

DSC 3778

Como ven en la imagen superior la idea es desenredar las raíces para luego cortar.

 

5-Podar las raíces: Ahora que tienes el pan de raíces desenredado y con la menor cantidad de sustrato posible, procedes a eliminar las raíces largas y gruesas, debes eliminar entre un 1/3 a 2/3 de las raíces, si el bonsái esta sano y vigoroso puedes eliminar 2/3 de las raíces sin problemas, pero si tu bonsái no esta en muy buena condiciones eliminas menos cantidad de raíces.

 

DSC 3791

 

6-Ubicar el bonsái en la maceta verificando su posición: Si vas a ocupar la misma maceta en que estaba plantado tu bonsái, ahora debes proceder con el paso 2.

 

Al tener tu maceta lista para le trasplante, y ya realizaste el paso 2, te preocupas de ver en que posición vas a poner tu bonsái, en el centro, hacia el costado etc. También debes fijarte muy bien la inclinación lateral (derecha o izquierda) y la inclinación vertical (inclinación hacia delante o hacia atrás) puedes ir acomodando la posición con sustrato, hasta que estés totalmente a gusto con la posición.

 

7-Sujetar con alambre: Ya tienes la posición final, deberás sujetar tu bonsái con los alambres que pusiste en las macetas, debes tratar de buscar alguna raíz gruesa en la cual puedas anclar tu bonsái, siempre es bueno poner 2 o 3 alambres de sujeción, tendrás más opciones para lograr una buena sujeción.

 

DSCN3182

 

8-Rellenar con sustrato: ya tienes tu bonsái anclado y ahora procedes, con una pala pequeña o con el puño, a poner pequeñas cantidades de sustrato, mientras que con un palillo fino apisonas el sustrato, introduciéndolo y sacándolo, de manera de eliminar todas las bolsas de aire y asegurándose que el sustrato ingresa a todos los huecos de las raíces.

 

Este procedimiento lo haces contantemente hasta llenar toda la maceta, una vez llena mojas el sustrato abundantemente, hasta que por los huecos de drenaje a parezca agua clarita.

 

Ahora que ya tienes una pequeña guía de cómo trasplantar tu bonsái, puedes ponerte a trabajar en el trasplante del tuyo, y si tienes alguna duda siempre puedes consultarme a través de la comunidad de Rutabonsai.

 

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.