Como hacer tu propio sustrato de Bonsai

Esta vez, en este artículo, hablaremos sobre el sustrato para bonsái, sobre qué materiales puedes usar para crear tu propio sustrato, de manera que se adecue bien a tus necesidades. Además hablaremos sobre los distintos materiales que puedes utilizar para hacer tu propio sustrato y cuales son sus cualidades y ventajas de estos sobre otros.

Cuando comenzamos a cultivar bonsái uno de los temas más complejos a resolver es el sustrato, al comienzo cuesta entender qué estamos buscando, a pesar de lo que pueden decir los libros, no siempre podemos ocupar esos sustrato, ya sea por un tema de recursos o por que no los podemos encontrar en el mercado local. La intención de escribir este artículo es hablar sobre los diferentes materiales que podemos ocupar para nuestros bonsái, alternativas a los tradicionales que son bastante efectivos, más económicos y fáciles de encontrar. En este artículo dividiremos el sustrato para bonsái en dos diferentes componentes, los cuales entregan una característica especial a nuestro sustrato, estos componentes son "los materiales drenantes" y los "materiales de retención de agua y aporte de materia orgánica", hablaremos qué tipos de tierra o sustratos permiten aportar esas características a nuestro sustrato para bonsái.

Algo que caracteriza el sustrato para bonsái es la necesidad de aireación y drenaje que este debe tener, por lo que nuestro sustrato debe contener una alta proporción de materiales drenantes. Esto debido a que el Oxigeno es fundamental para el desarrollo raíces, principalmente las raicillas, que son las que absorben los nutrientes. Esta aireación nos la pueden dar varios tipos diferentes de sustratos, aquí describiremos, sustrato volcánico, perlita, maicillo y arena de río.

Sustrato Volcánico: En esta categoría entran todos los sustratos de origen volcánico, ya sea la famosa akadama, u otro sustrato de origen volcánico, que son arcillas expandidas. Existen de varios tipos, algunas oscuras, otras de color café claro y algunas de un color amarillo, el principal aporte del sustrato volcánico es la capacidad drenanate que entrega al sustrato, pero también es capas de retener agua en sus poros, la cual queda accesible fácilmente a las plantas, su principal ventaja frente a otros sustratos.

viu1234951535u

Perlita: La perlita es un vidrio volcánico amorfo que tiene un contenido de agua relativamente alto. Este material es calentado a temperaturas de 850-900ºC, lo que produce su expansión, debido a que el agua atrapada en el material original escapa, produciendo la expansión del material entre 7-16 veces. El material expandido (perlita) es de un color blanco brillante, debido a la reflectividad de las burbujas atrapadas y relativamente blando. Puede remplazar al sustrato volcánico por la capacidad de drenaje que entrega al sustrato. Su color blanco puede producir rechazo en su utilización como parte del sustrato, ya que es muy llamativo, otro problema es que flota en el agua así que es fácil que sea arrastrado durante el riego. Pero es un buen reemplazante del sustrato volcánico si no tienes acceso a el.

perlita

Maicillo: El maicillo es una piedra pequeña de color café claro a amarillo de bordes regulares, que generalmente se encuentra en la ribera de los ríos. Su utilización en bonsái fundamentalmente es para el cultivo de los pinos. A pesar de lo anterior es un componente que entrega capacidad de drenaje al sustrato, por lo que también puede ser utilizado en reemplazo de los sustratos antes mencionados.

 

5279341-una-cama-de-arena-gruesa-hecha-de-peque-as-piedras-redondeadas

 

Arena de Río: La arena es un componente del sustrato que ayuda al drenaje y aireación, aunque no se puede utilizar de forma exclusiva como sustrato, es más bien un complemento del resto de los componentes que mencionamos antes. Es bastante útil para las coníferas.

Otro aspecto que debemos tomar en cuenta para hacer nuestro sustrato es la retención de humedad y aporte de materia orgánica, si bien un sustrato para bonsái puede prescindir de este tipo de componentes, este aspecto del sustrato te permite disminuir las veces que riegas tu bonsái y también agregas un aporte de nutrientes a tu bonsái. A deferencia de los sustratos que aportan drenaje, estos materiales no pueden usarse en solitario y son mas bien un complemento de los materiales drenantes, siempre que los uses deben ser usados en una proporción menor o igual en comparación a los materiales drenantes. Entre los materiales que aportan retención de humedad y materia orgánica encontramos principalmente la turba y el compost.

 

Turba: La turba es un material orgánico, de color pardo oscuro y de alto contenido de carbono, es un material derivado de una lenta descomposición anaerobia de vegetales que quedaron sumergidos bajo agua por varios milenios y a bajas temperaturas. Suele extraerse de zonas pantanosas frías como en el norte de Europa o sur de Sudamérica. Existen dos tipos de turbas que puedes ocupar para tu sustrato, están las turbas rubias que tienen un mayor contenido de materia orgánica y están menos descompuestas, suelen ser más económicas y conocidas también como turba sfagno. El otro tipo que existe es la turba negra que están más mineralizadas teniendo un menor contenido en materia orgánica, son más caras y difíciles de encontrar. Es un material que se caracteriza por la gran capacidad de retención de agua, esto permite tener un sustrato para bonsái menos dependiente del riego.

Turba nebgra

Compost: El compost es otro material orgánico que nos puede ayudar a entregar capacidad de retención de agua, aunque menor que la turba, y buena cantidad de materia orgánica. El compost es resultado de la descomposición parcial del material vegetal en condiciones de alto contenido de oxigeno. El compost es un material bastante común, de bajo precio y que puedes utilizar en el sustrato de tu bonsái. Una de las ventajas del compost es que lo puedes hacer tú, en tu propia casa, ya sea con las composteras caseras comerciales (fotografía inferior) o en alguna compostera improvisada por ti.

compostera 

Comúnmente los sustratos de bonsái se componen con tierra volcánica, turba y maicillo, en diferentes proporciones, son los materiales que dan los mejores resultados, pero no son los únicos, todos los que mencionamos anteriormente te pueden servir, tienes que ver cual esta disponible en tu región.

Para que tengas alguna noción de que materiales poner dentro de tu sustrato, puedes ver la siguiente tabla, donde aparecen las tipos de materiales y su porcentaje dentro de la mezcla, tu debes buscar que tipo de material (arena, macillo, volcánico, turba etc) incluir en la mezcla.

 

Captura de pantalla 2011-08-31 a las 20.47.24

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.